12 septiembre 2007

¡NO A LA VIOLENCIA MACHISTA! MANIFESTACION ATOCHA-PZ JACINTO BENAVENTE. SABADO 20 DE OCTUBRE


¡Esto tiene que acabar! ¡Hasta aquí hemos llegado!! Es insoportable ver cómo cada semana son asesinadas mujeres por sus parejas o exparejas. Y no son sólo los asesinatos: es intolerable que todavía tantas mujeres sigan siendo agredidas, sometidas, acosadas, discriminadas, ninguneadas, y permanecer indiferentes, callados o, a lo sumo, algo preocupados. Las mujeres, en su vida cotidiana, continúan sufriendo discriminaciones y abusos a manos de los hombres y el nivel de tolerancia social que aún existe hacia estos comportamientos nos parece inaceptable.

Estas injusticias afectan a todos los ámbitos de la vida: trabajo, riqueza, poder, tiempo libre, sexualidades, cuidados, etc. Estos problemas para las mujeres no son ‘cosas de ellas’: tienen su raíz en nuestros comportamientos, sostenidos en una estructura social que todavía encarna, pese a los cambios, las tradicionales relaciones de poder entre hombres y mujeres. Luchar contra esta situación no es sólo un asunto de ellas: es un imperativo ético para cualquiera. No habrá verdadera democracia mientras no exista verdadera igualdad en todos estos ámbitos.

Es hora, por tanto, de denunciar a los hombres que asesinan a las mujeres. Pero también a aquellos que se empeñan en creerse superiores a las mujeres y ejercen como tales; y, además, denunciar y cuestionar en nosotros los comportamientos inconsecuentes en que incurrimos.

Nos denunciamos y ahora exigimos. Exigimos a los poderes públicos, empresas, asociaciones, partidos, que se cuestionen y asuman su parte de responsabilidad en la transmisión de valores que reproducen el modelo social que origina la violencia. Es evidente que algo va mal.

Y ante esta situación, ¿qué hacemos?, ¿cambiamos? Pues sí. Si nos pensamos íntegros, justos, democráticos, no queda opción. Tenemos que escuchar las justas reivindicaciones de las mujeres que están luchando y construyendo un mundo sin violencia y comprometernos con ellas. Dejemos de creernos superiores, rompamos la complicidad con los hombres que ejercen violencia. Y, cómo no, erradiquemos nuestros propio machismo y trabajemos en todos nuestros espacios vitales para construir otros modelos de convivencia.

Os pedimos, por todo ello, que participéis y nos ayudéis a denunciar y a erradicar la violencia machista.

MANIFESTACIÓN ATOCHA-PLAZA JACINTO BENAVENTE

SÁBADO 20 DE OCTUBRE, 19:00H

CONVOCA:

UNA ASAMBLEA DE HOMBRES CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

5 comentarios:

Olga dijo...

gracias por un bog para nosotras. Me gusta encontrar gente como tú.
Si estuviese, iría seguro... pero ahora vivo en Roma... aquí si que son machistas...

SEXOLOGO dijo...

¿Por qué todos contra la violencia machista? ¿Por qué poner apellido a la violencia? ¿Por qué no "todos contra la violencia"?

¿Sabéis que España es uno de los países de todo el mundo en dónde menos violencia machista hay? (pincha AQUÍ)

¿Sabéis que todos los días mueren muchos más hombres que mujeres por actos violentos?

¿Sabéis que la Ley Integral contra la Violencia de Género es una ley completamente injusta, sin parangón en ningún país europeo, y que tiene más de 100 autos de derogación en el constitucional? ¿Sabéis que numerosos jueces y abogad@s están en contra de aplicar dicha ley? (pincha AQUÍ)

¿Sabéis que hay un libro que habla sobre este tema, que sus conclusiones son políticamente incorrectas, pero profundamente coherentes y realmente enriquecedoras? (pincha AQUÍ)

"La violencia no es cuestión de sexo. De las primeras 100 mujeres que entraron en mi refugio, 72 eran más agresivas que sus maridos" (Erin Pizzey, feminista que abrió en Londres el primer refugio para mujeres maltratadas)

Marcus dijo...

hola paz,
puedo estar en contra de todo esto??

en cualquier caso, te mando un beso.

(y ya nos explicamos)
besos
M

alonso dijo...

Sexólogo:

Porque es más fácil y sobre todo útil despertar conciencias con un mensaje concreto. Es verdad que hay que luchar contra el terrorismo y sobre ello se convoca una manifestación con un mensaje claro y rotundo, con unos destinatarios precisos; igual sucede con la denuncia de la violencia machista, que apareja varios mensajes bien definidos y reivindicaciones concretas, y no se trata de una broma:

Me parece improcedente y de mal gusto lo que aportas y las preguntas que haces. ¿Qué tratas con ello?, ¿quitar hierro al sonrojante (de ira) número de muertes reales y al de lentas agonías día a día que se producen en cientos de millones de hogares sufridos por cientos de millones de mujeres?

Sí, erudito opinante: millones. El mundo no se acaba en Gibraltar ni en los Pirineos. Me parece una razón de peso para ponerle apellido compuesto, apodo, nick y alias.

Puestos a no poner apellidos a la violencia machista y denominarla únicamente violencia, incluyendo en ello el boxeo, por ejemplo, podría pedirse que se haga una manifestación contra la maldad, así en general, que abarca más cosas y ya ampliamos el mensaje y miratúquebien; lo malo es que esa amplitud desapellidante difumina lo que se quiere decir y al final resultaría una proclama de buenas intenciones, tan inútil como los deseos de amor, paz y amistad que se difunden en un día como el de hoy, que es nochebuena.

EL MAESTRO DEL PARAÍSO (33) dijo...

SI, NO A LA VIOLENCIA MACHISTA NI FEMINISTA (QUE TAMBIÉN LA HAY, SOBRE TODO PSICOLÓGICA),NO DISCRIMINEMOS A UN SEXO.